Las jovencitas pelirrojas son las más zorritas para un polvo